LIVE STREAMING
Strike.
TUGSA ha recibido donaciones de otros sindicatos e incluso del profesorado de Temple. Crédito de la foto: Kianni Figuereo.

Un miembro de TUGSA comparte su opinión sobre el acuerdo provisional de Temple

Al Día se puso en contacto con Jésus Fernandéz después de que los estudiantes de posgrado rechazaran el contrato propuesto por Temple.

MÁS EN ESTA SECCIÓN

Legado preservado

Noviembre 05, 2023

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

El martes por la noche, la Asociación de Estudiantes Graduados de la Universidad de Temple (TUGSA) anunció que los miembros habían votado para rechazar la propuesta de la administración de la Universidad de Temple - que fue ofrecida el viernes pasado. Con más del 83% de los miembros votando, el 92% de los votantes optaron por mantener la huelga. 

En Twitter, la organización compartió algunos de los términos que no estaban dispuestos a aceptar. Según TUGSA, la propuesta preveía un aumento mínimo, que elevaba el salario medio de los AT/AR a unos 21.500 dólares. Al final del contrato, en 2026, el TA/RA medio ganaría algo más de 23.600 dólares.   

Tampoco ofrecía asistencia sanitaria para los dependientes. La institución dijo que estudiaría "planes más asequibles" para los dependientes, pero TUGSA declaró que no tenía garantías sobre cuándo/cómo/en qué consistiría. 

 

"La universidad sigue insistiendo en un lenguaje que creemos profundamente equivocado", dijo Jesús Fernández, un estudiante español de cuarto año de doctorado en Temple. "Un aumento del 10% puede parecer mucho dinero, pero cuando ganas menos de 20K al año equivale a casi nada". 

AL DÍA se puso en contacto con Fernández para saber cómo había afrontado la situación. Como participante activo en el movimiento de TUGSA desde el principio, imparte cursos de español en Temple. Aunque le encanta la universidad y sus compañeros, Fernández dijo que no se sentía debidamente representado por la institución. 

A pesar de ser una persona muy activa políticamente en España, Fernández no estaba familiarizado con el movimiento obrero en Estados Unidos cuando llegó. Sin embargo, no tardó en comprometerse porque sentía que la administración de Temple no se preocupaba por sus necesidades. Hablando con sus compañeros de trabajo, se dio cuenta de que todo el mundo tenía los mismos problemas, y lo que parecía una cuestión personal, era en realidad colectiva.  

"Eso significa que no es un fallo individual por tu parte, sino que en realidad algo no funciona", añadió.  

Fernández dijo que los miembros nacionales e internacionales de TUGSA pensaban por igual que con esta exigua subida y sin asistencia sanitaria para sus familias, Temple no está cumpliendo el tipo de Convenio Colectivo por el que todos han estado en huelga. 

Desde el comienzo de la huelga, Fernández dijo que ha estado recibiendo mucho apoyo de los estudiantes, y que no esperaba toda la repercusión que tuvo el caso a nivel nacional. 

"Pensaba que íbamos a luchar solos, así que ha sido reconfortante recibir todo el apoyo", añadió.  

Fernández afirmó que están dispuestos a seguir negociando en breve, pero que aún no se han fijado fechas. 

TUGSA lleva en huelga desde el 31 de enero para reclamar mejores salarios, asistencia sanitaria para los dependientes y condiciones de trabajo claras y transparentes. Los miembros creen que la propuesta de Temple no era la mejor que la institución podría haber ofrecido, por lo que la huelga continuará. 

"Nos sentimos revitalizados por el compromiso que nuestros miembros asumieron con esta votación: mantener la huelga y seguir creciendo para que podamos conseguir un contrato justo para todos", añadió. 

00:00 / 00:00
Ads destiny link